El percebe es unos de los más exquisitos manjares para muchos amantes del marisco. Este crustáceo cirrípedo está formado por una uña y un pedúnculo cilíndrico denominados capítulo y pié respectivamente. El pié se encuentra recubierto de una piel negruzca y fuerte cubierta de pequeñas escamas. Un extremo de ese pedúnculo es el que se fija a las rocas. En el pedúnculo se encuentran parte de la cabeza, los ovarios y el músculo carnoso, albergando la uña boca, ano, tubo digestivo, genitales masculino y cirros. Para alimentarse se sirve de los cirros, extendiéndolos y capturando partículas de zooplancton. Se mueven alrededor de 140 veces por minuto.

En O Grelo podrás degustar el mejor percebe gallego.

Tambien te recomendamos


Buey de mar en Madrid

El buey de mar es un crustáceo decápodo braquiuro con caparazón ovalado. Mucho más ancho que largo, puede llegar a medir hasta 20 centímetros de ...

Atún rojo de almadraba

Dentro de la familia de los túnidos, el más apreciado en la cocina de nuestro país, así como también en otras gastronomías como la japonesa es e...

Mejillones de la ría en Madrid

El mejillón vive formando numerosas comunidades en las rocas que se encuentran en zonas de marea o por debajo de ésta, en sitios de poco fondo. El i...